El ahorro en el mantenimiento del coche, mal entendido

Lo barato, a veces, sale caro. Y algunas prácticas con las que muchos automovilistas piensan que están ahorrando gasolina o unos euros son en realidad prácticas de riesgo. Y es que el remedio puede ser peor que la enfermedad.

El principal caballo de batalla es el depósito de combustible. A la mayoría de los automovilistas nos ‘escuece’ pasar por la estación de servicio a repostar. El precio siempre es ‘caro’. Por eso, ideamos fórmulas para exprimir cada gota de combustible, pero no lo hacemos siempre con acierto.

3 prácticas con las que NO ahorrarás combustible, y que además son peligrosas

Acudir a la gasolinera más barata.

Hay que tener cuidado con esto y siempre elegir calidad por encima de precio. Un combustible con impurezas no le sentará nada bien al ‘estómago de tu coche’. Y, por cierto, tampoco trates de ahorrar eligiendo una gasolina de octanaje inferior al que indica el fabricante de tu coche… Ambas prácticas te pueden costar, con el tiempo, una avería.

Subirse al carro del ‘Start&Stop’.

El sistema Start&Stop está de moda y cada vez son más los coches que automáticamente paran el motor en las pequeñas paradas de los semáforos. Pero esto no es apto para todos los vehículos. Si la parada va a ser inferior a un minuto y tu coche tiene cierta antigüedad no sólo no estarás ahorrando combustible (el coche necesitará más combustible para arrancar de lo que habrás ahorrado durante la pausa) sino que podrías estar comprometiendo la salud del motor de arranque…

Leyendas urbanas sobre el punto muerto y el alumbrado del vehículo.

¿Has oído alguna vez que puedes ahorrar unos céntimos de euro bajando pendientes en punto muerto o evitando poner el alumbrado? Son ideas falsas y además muy peligrosas para tu seguridad en carretera…

¿Quieres ahorrar de verdad? El mantenimiento periódico del vehículo es el mejor sistema para ahorrar.

Gracias al mantenimiento el coche será una máquina que funciona de manera eficaz y óptima, con todos sus sistemas ofreciendo al máximo y consumiendo al mínimo. ¡Las visitas a tu InterTaller de confianza para cuidar tu vehículo serán tu idea más rentable!